Efrain Bernal

Efraín Bernal se consolida en la escena artística de Madrid

Después de 7 años al frente de la reconocida galería madrileña La Fábrica, Bernal se abre su propio espacio con una exposición de obras de José Antonio Suarez. Arcadia lo entrevistó.

2013/07/09

Por RevistaArcadia.com

El galerista colombiano llegó a Madrid hace 12 años y dirigió una de las más reconocidas galerías de la capital española: La Fábrica. Bajo su dirección La Fábrica se destacó por el rigor y la seriedad de sus exposiciones.

El 11 de septiembre Bernal se lanza a abrir su propia Pop Up Gallery que contará para su inauguración con obras exclusivas del dibujante colombiano José Antonio Suárez. Arcadia habló con Bernal sobre su trayectoria y esta nueva etapa en su carrera.

12 años después de su llegada a Madrid ¿qué tan importante fue llegar a Madrid para su carrera?

Personalmente estos años en Madrid me han permitido tener un contacto de primera mano con el arte contemporáneo internacional. Asimismo, la movilidad que tienes desde España hacia el resto de Europa te permite estar al tanto de la vanguardia del arte actual. También vivir en Madrid te posibilita el encuentro con muchos de los grandes protagonistas del arte contemporáneo: artistas, curadores, coleccionistas, galeristas, etc.

¿Qué ha pasado en esos años para que ahora, justo en medio de una crisis sin precedentes, decida dar el salto y abrir su propio espacio?
Yo he concluido que sólo puedo ser feliz haciendo lo que me gusta. Y para mí el galerismo es una pasión. También es verdad que tuve una maestra excepcional (Soledad Lorenzo que justo ahora ha cerrado voluntariamente su Galería) quien me enseñó la pasión por ser galerista. Pero he decidido abrir mi propio espacio porque como bien se dice en las crisis también están las oportunidades. Yo estoy convencido de que si haces tu trabajo con gran rigor profesional triunfarás algún día. Obviamente hay que ser cautos en esta coyuntura motivo por el cual comienzo con una Pop Up Gallery (galería itinerante) que hace que los costos fijos sean menos elevados.

 

¿Qué le quedó de su experiencia al frente de La Fábrica?

Para mí dirigir La Fábrica Galería fue como un maravilloso sueño. Pues tuve la complicidad de la empresa para hacer un proyecto con un riguroso programa expositivo. Que nos permitió enseñar a relevantes artistas que nunca habían tenido una exposición individual en una galería española. Por ejemplo: Diane Arbus, Eija-Liisa Ahtila, Richard Billingham, Gregory Crewdson, Rineke Dijkstra, Paul Graham, Shirin Neshat o Francesca Woodman. También ha sido muy importante para mi carrera profesional el privilegio de haber expuesto varias veces a Marina Abramovic y haberla conocido tan de cerca.

¿Cuáles diría que fueron sus logros más importantes?

El haber hecho un programa de artistas tan relevantes que hizo que algunos opinaran que parecíamos más una fundación que una galería. También el haber colaborado con varias de las galerías más importantes del mundo, por ejemplo, Marian Goodman, Gagosian, Barbara Gladstone. Y sin duda el haber obtenido el Premio a la Mejor Galería de la feria de Arco en el 2011. También el haber podido conocer en persona a todos los relevantes artistas que enseñamos en la Galería y haber podido compartir con ellos no sólo en Madrid sino en otras partes del mundo.

¿En qué momento decide lanzarse a abrir su propio espacio? ¿Cómo fue ese proceso?

En el verano pasado sucedió mi retiro voluntario como Director de La Fábrica Galería. Así que decidí tomarme un año sabático para ver con algo de distancia mi trayectoria hasta ese momento. Aproveché para vivir unos meses en Londres y para visitar en varias ocasiones a Colombia mi país de origen. Pero tanto yo como mis buenos amigos coleccionistas sabíamos que luego de esa pausa el regreso debía producirse. Así que a comienzos de este año comencé a preparar el camino para esta nueva andadura profesional.

¿Qué vamos a encontrar en este nuevo espacio?

Cada exposición tendrá un espacio físico diferente. La primera será en septiembre de este año en Madrid con una individual de José Antonio Suárez Londoño. También quiero seguir participando en ferias de arte contemporáneo en distintas partes del mundo. Inclusive he presentado una aplicación para una feria de arte en Bogotá con un solo projects de Marina Abramovic. Además, en el primer semestre del próximo año voy a hacer la primera exposición de Bernal Espacio en Bogotá.

¿Hacia dónde quiere llevarlo?

Mi idea es centrarme en una generación de artistas con una trayectoria ya consolidada pero no galácticos. Aunque también el poder representar en Colombia a una galáctica como Abramovic significa un gran respaldo para mi proyecto. Quisiera también más adelante hacer una segunda exposición individual de Oscar Muñoz en España. Y también presentar en un futuro en Colombia a relevantes artistas que nunca hayan tenido exposiciones individuales en nuestro país.  

¿La fotografía y el video serán predominantes?

Seguramente sí aunque curiosamente voy a comenzar con una exposición de dibujos. De todas formas dentro de mi programa a diferencia del que hice en La Fábrica estaré abierto a todos los soportes. Aunque definitivamente mi vínculo con la fotografía y el videoarte es muy estrecho.

¿Qué significa inaugurar este espacio en una ciudad como Madrid, y hacerlo con la obra de José Antonio Suárez?

Para mí es cumplir otro sueño. Cuando llegué a España hace doce años con quien fue mi mujer, jamás me imaginé que fuese a poder inaugurar algún espacio propio en Madrid. Ella siempre tuvo más fe en mí que yo mismo. Para mí poder abrir mi galería con José Antonio Suárez Londoño es cumplir otro sueño. Pues siempre lo he admirado y siempre me he sentido privilegiado de mantener una estrecha relación profesional durante más de dos décadas con él.


¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.