Juan Carlos Henao. Crédito: Carlos Julio Martínez / Semana.

“La oposición está buscando hacer una bulla periodística”

A un año exacto del plebiscito por la paz, Juan Carlos Henao, rector de la Universidad Externado, dice por qué su balance de la paz es agridulce y habla de la crisis de la JEP, hoy en manos de nuestros congresistas.

2017/10/02

Por Redacción Arcadia

Hoy se cumple un año del plebiscito en el que los votantes, por un pequeño margen, le dijeron No al acuerdo con las Farc negociado en La Habana. ¿Cuál es su balance desde ese entonces a hoy en cuanto a la implementación del acuerdo y la añorada paz?

El balance es agridulce. Tiene temas amargos, como lo es la pérdida del referendo que fue bastante duro para quienes defendíamos y estamos defendiendo el proceso de paz. Eso polarizó en exceso al país, lo cual no se buscó en ningún momento con todas las negociaciones que se han hecho. La parte dulce es que la pérdida del referendo hizo cambiar algunas cosas que no se hubieran negociado sin eso. Fue una la postura de la guerrilla antes del plebiscito y otra después. También veo de positivo que la esencia de lo que había que implementar ya se está implementado. Hablo de los principios generales de la JEP, ya hay un acto legislativo sobre ese punto. En lo que se refiere a la tierra, a la participación en política y más, hay por lo menos unos 20 proyectos que ya se han implementado. Queda por implementar uno que es fundamental, que está emproblemado en el Congreso de la República, y que yo espero que salga de aquí a la próxima semana. Es precisamente el de la ley estatutaria de la JEP (es decir, la norma que pondría en marcha todo lo aprobado en al acto legislativo que establecía ese nuevo tribunal).

Nos acercamos cada vez más a las elecciones de mayo, y nuestros representantes en el Congreso están pensando cada vez más en eso y cada vez menos en la paz. Por eso mismo, la JEP está en una suerte de crisis en el Congreso. ¿Podría contarnos en qué consiste esa crisis?

La crisis es que los que están en la oposición a estos acuerdos de paz aspiran a volver esto en un tema de campaña política. Entonces todo lo que puedan torpedear en relación a la consolidación de los acuerdos lo harán en beneficio de ellos, porque será un tema para mover en las campañas el odio hacia la paz, el odio hacia la guerrilla. Es una posición estrictamente política para beneficio electoral. No es pensando en el futuro del país. Es una coyuntura política desafortunada. Estoy en desacuerdo total con los que están teniendo esa tendencia, pero aspiro que eso se logre revertir. Por fuera del Congreso, lo más importante va a ser la sentencia de la Corte Constitucional de si avala o no avala el acto legislativo 02 de 2017, que es el que establece que estos acuerdos son intocables por doce años. Si la Corte está de acuerdo con ese acto, que ya se aprobó en el Congreso, ya no se va poder decir que van a hacer trizas el acuerdo.

¿Qué pasaría si nuestros congresistas no se ponen las pilas con la JEP? ¿Cuáles son las opciones, más allá del Congreso?

Ya el presidente podría, en caso extremo, y dependiendo de los fallos de la Corte que deben estar por ser producidos en estos días, sacar decretos extraordinarios. Jurídicamente estaría facultado.

¿Qué opina de los magistrados que fueron escogidos para la JEP, y por los que se queja la oposición? ¿Cuáles reparos les encuentran?

No los conozco a todos, pero sí sé algo de por lo menos de diez, y los encuentro con excelentes hojas de vida. La oposición estará en desacuerdo con cualquier cosa que tenga que ver con la JEP, así se hubieran nombrado ángeles allí. Ellos han sido sistemáticos en oponerse a todo, utilizando cualquier excusa. Es más, ellos están buscando hacer una bulla periodística ante la sociedad, generando dudas acerca de personas que son de una altura bastante importante.

La JEP es precisamente aquel sistema de justicia construido con el fin de reparar a las víctimas y garantizarles el esclarecimiento de la verdad. Si la JEP se estanca, serán las víctimas re victimizadas, una vez más?

Sí, claro. El fracaso de la JEP sería fatal para las víctimas, no habría posibilidad de que conozcan la verdad, ni tendrían la reparación o la no repetición o todo eso. Además podría permitir ahí sí que entrara la Corte Penal Internacional. Es por todos los lados que el éxito de la JEP es fundamental en todo lo que se negoció.

¿Y qué pasaría con las Farc, que ya hoy son partido político?

Si les hacen conejo, como se dice popularmente, tendrían todo el derecho de volver a la rebelión. Ya cómo harían eso es un problema de ellos, pero en cuanto a teoría jurídica y ética un incumplimiento del Estado colombiano a las negociaciones con la guerrilla les daría a ellos la posibilidad de volver a tomar las armas.  

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.