About the ERROR

About the ERROR

Con el fin de crear relaciones entre escritores y artistas contemporáneos, nace Tales-on, una iniciativa de Marco Milan que crea una plataforma cuyo objetivo es la producción y el intercambio cultural. Las obras y los contenidos generados a través de esta idea nacen de las reflexiones de los mismos artistas y se desarrollan en publicaciones exhibiciones e instalaciones, todos contextualizados en el perímetro de un proyecto sin ánimo de lucro.

2014/12/17

Por RevistaArcadia.com

El programa Tales-on tiene sus inicios en Colombia, con las propuestas de cinco artistas y cinco escritores que reflexionan en torno al “error”. Los artistas invitados son Mateo López, Bernardo Ortiz, Nicolás Paris Vélez, Daniel Salamanca y Daniel Santiago Salguero, quienes trabajaron en un espacio bidimensional representado por una hoja de 56x80 centímetros. Los escritores Óscar Collazos, Guillermo Linero Montes, Efraim Medina Reyes, Robert H. Marlowe y Juan Manuel Roca escribieron textos cortos en los que relataron sus experiencias y reflexiones en torno al error.

Marco Milan, curador del proyecto, dice que se escogió Colombia para esta plataforma porque -–dentro de este contexto-- se pueden hallar contradicciones que permiten establecer diferentes puntos de discusión en torno al error. “consideramos que dentro de Colombia se pueden hallar contradicciones e inteligencias que fertilizan la tierra de la que nace el malentendido “error”, ya se vea como “escollo”, según las teorías de Karl Popper, o como la idea más extendida, prosaica. A esto se añade  un contexto artístico estructurado que evoluciona con rapidez y en el que una nueva generación de creadores, que ya poseen una experiencia internacional significativa y una mirada liberada de los presuntos padres de una nación en un desafío eterno con su contextualización y clasificación, unen fuerzas y se imponen a autores históricos”.

Escritores

Óscar Collazos

“Gran parte de mi vida está montada sobre “errores”, decisiones que no habrían aprobado mis amigos y que, sin embargo, tomé sin tener la certeza de que eran las mejores decisiones. De haberlo preguntado, me habrían respondido que era un error tomar ese camino. Estas preguntas hubieran introducido una incómoda sensación de incertidumbre en mi vida. Todo lo que hiciera a partir de esas preguntas estaría viciado por la indecisión” (Fragmento “El error y el azar” en About the ERROR).

 Óscar Collazos estuvo siempre vinculado en la tradición literaria. Nació en Bahía Solano en 1942 y fue director del Centro de Investigaciones Literarias de Casa de las Américas, en Cuba. Trabajó sobre un debate escrito con Julio Cortázar y Mario Vargas Llosa sobre la relación entre escritura y compromiso político. Desde entonces inició una larga estadía en Europa, dedicado a la novela, al ensayo y al periodismo. En 1989 regresó a Colombia; actualmente vive en Cartagena.

 “Para este proyecto, el editor nos dejó en la libertad de definir el error y yo lo asumí como un juego sobre el hecho de haberme vuelto escritor. ¿Qué o quién decide que lo que podría ser un error de elección (confundirse de vocación) se convierta en un acierto? Individuos y pueblos enteros vivieron en el error y debió pasar mucho tiempo antes de que se revelara la monstruosidad del error. ¿Qué los hizo posibles? El tema es fascinante.  Le di vueltas para llegar al punto deseado: los aciertos navegan muchas veces sobre las aguas de los errores. El error es el fantasma que acosa al acierto. Me pareció un buen ejercicio: preguntarme sobre las fases anteriores a la certidumbre de ser un escritor”.

 Guillermo Linero

“En verdad nunca lo había visto así, pero ahora, en ocasión de presetárseme como tema de introversión, encuentro cuánto ha participado el error en mi itinerario de creador. De hecho, siempre me ha acompañado en el quehacer artístico, semejando un insidioso fantasma. Una suerte de entidad vital, imaginada o real; “una presencia”, diría un parasicólogo. En términos del oficio artístico. El error consiste, o mejor se manifiesta, en el aguzamiento de la capacidad de advertencia”   (Fragmento “Una historia de error” en About the ERROR).

 Pintor, escritor y crítico literario. Guillermo Linero  nació en Santa Marta en 1962 y ha publicado libros como Aventuras en la calle (relato, Magisterio, 1996), Rostros de la palabra (ensayos sobre poesía colombiana contemporánea, en coautoría con Rafael del Castillo, Magisterio, 1997), Cuadros de una exposición (poemas, Universidad Nacional, 2000) y La última carta (poemas, Colección Catapulta de Poesía, 2008). En el año 2000 escribió para la Casa de Moneda del Banco de la República una biografía de Hernando Santos Castillo, publicada con textos de otros tres autores.

“Para esta plataforma enfoqué el error a través de mi experiencia plástica. Consideré que en términos universales, el error podía significar lo contrario a la belleza, que es el presupuesto básico de las artes, como lo vi en ese escrito, todas las culturas han privilegiado como definición del arte, la producción de belleza. Yo hice una reflexión acerca de cómo los que trabajamos mostrando la belleza, trabajamos evitando el error”.

 Efraím Medina Reyes

“Shih Huang Ti era violento y perfeccionista, tanto que concebía el pasado como un defecto y para corregirlo ordenó la quema de todos los libros que existían en su imperio. Su intención era borrar hasta el último rasgo de la historia para que el futuro empezara con él y en cierto modo logró su objetivo porque todos se refieren a Shih Huang Ti como el primer emperador de la China, también se le recuerda como el autor intelectual de la Gran Muralla” (Fragmento “El corazón de las piedras” en About the ERROR).

Efráím Medina es un escritor cartagenero cuyas influencias han estado marcadas por el cine underground estadounidense, el rock y el jazz. Ha trabajado en el cine escribiendo y dirigiendo películas como Tres horas mirando un chimpancé y Eso no me infla la banana. En su faceta de periodista colabora con revistas como Soho, Trip de Brasil e Internazionale de Italia.

 Robert H. Marlowe

(Seudónimo de Efráim Medina Reyes)

“Soy un híbrido. Se dice así, ¿no? Nací en Bogotá, mi madre tiene una fuerte ascendencia indígena que no le gusta reconocer. Mi padre es de New York, pero no es el típico hombre mundano de la metrópolis, sino un señor silencioso que tenía un abuelo noruego y una madre siciliana. En fin, mi familia es un desastre de mezclas y malentendidos y yo soy un subproducto de todo eso, mi madre ni siquiera quería tener hijos y mucho menos con mi padre, que en el momento de mi concepción estaba casado con su mejor amiga” (Fragmento “Visiones a contraluz” en About the ERROR).

 Juan Manuel Roca

“De errores con causa está lleno el arte, como en el célebre relato en el que un hombre perdido e insolado bajo el pirómano sol del desierto se tropieza con una “virgen hermosa” en un oasis y le dice, según afirman don José de la Colina e Ilán Stavans, estas palabras auto-consoladoras: ‘Dime que no eres un espejismo’, a lo que ella responde: el ‘espejismo eres tú’. Y acto seguido, el hombre desaparece” (Fragmento “Fe de erratas” en About the ERROR).

Ensayista, poeta y periodista. Desde hace 17 años, Juan Manuel Roca dirige uno de los talleres de poesía que ofrece Casa Silva. En 1997 la Universidad del Valle le otorgó el título Honoris Causa en Literatura. Ha obtenido varios premios nacionales de poesía (Premio Eduardo Cote Lamus y Universidad de Antioquia); de periodismo (Premio Simón Bolívar) y de cuento (Universidad de Antioquia). Ha realizado libros en compañía de artistas plásticos como Augusto Rendón, Antonio Samudio y Patricia Durán entre otros.

 
Artistas

Mateo López

Instalaciones, dibujos objetos y modelos escultóricos, integran  la obra de Mateo López. Su principal interés, sin embargo, es el dibujo, que el artista sitúa dentro de un marco tautológico. Sus instalaciones reflexionan sobre la práctica, los instrumentos y la poética del medio.

“Llego al estudio, preparó y me sirvo una taza de café. Tomo el café a sorbos mientras camino el interior, miro las plantas, cambio una silla de lugar. Doy otra vuelta, me detengo en algo, observo y pienso. Busco con qué anotar. Dirijo la mirada hacia la taza para tomar otro sorbo, peor no está, ¿dónde la puse? Allá sobre la mesa. Voy por ella y sigo caminando entregado a la procrastinación” (Fragmento “Cosas por hacer” en About the ERROR).

 

Bernardo Ortiz

Bernardo Ortiz nació en Bogotá en 1972.  Estudió arte en la Universidad de Los Andes en Bogotá y luego hizo una Maestría en filosofía en la Universidad del Valle. En su obra Ortiz, entremezcla diferentes medios y disciplinas como el dibujo, la escritura, la filosofía y el diseño.

“01.sep.98: La pintura como una acumulación de decisiones. Pensar en Flaubert en la pirámide” (Fragmento “Hotel ‘El Salto’ en About the ERROR).

Nicolás Paris Vélez

Con una formación en arquitectura, el artista bogotano Nicolás Paris explora en su obra  la versatilidad del dibujo, que es su medio principal. A lo largo de su trayectoria, Paris trabaja con las paradojas dentro de la representación, creando repeticiones visuales que cuestionan la percepción y crean rupturas en la comunicación del sentido.

 

Daniel Salamanca

Desde que se graduó del pregrado en Artes Visuales de la Universidad Javeriana de Bogotá (Colombia), en el año 2006, Daniel Salamanca ha consolidado una carrera artística alrededor de la creación, la docencia, la escritura creativa y el diseño gráfico. Este proceso lo ha llevado a exponer en diferentes espacios independientes, institucionales y comerciales de Colombia, como Lugar a dudas (Cali), Laagencia (Bogotá) y El pabellón Artecámara (Bogotá),  entre otros.

“Para este proyecto inventé un personaje (Leo Fines) que tenía que redibujar el mundo, y las herramientas que tenía eran las fronteras actuales. Busqué todas las líneas que dividen los territorios y las saqueé del mapamundi. Esas líneas se convierten en  muestrarios de curvas y líneas de dibujo que constituyen un catálogo o un inventario”.

 

Daniel Santiago Salguero

"Mientras fotografiaba y grababa miel, una gota cayó sobre el mesón de la cocina. Rápidamente las hormigas vinieron y la rodearon, se quedaron ahí un buen rato. De la conmoción algunas hasta saltaron y murieron sumergidas en la gota. Me gusta imaginar la sensación que tuvieron las hormigas probando esta gota de miel que para nosotros es tan insignificante. Supongo que es una buena metáfora de como hay situaciones en la vida, por ejemplo errores, accidentes, que en otro nivel o perspectiva pueden desencadenar algo positivo o por lo menos un pequeño efecto agradable".

 

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.