BUSCAR:

Continúa la polémica por la historia de Argo

El Parlamento neozelandés aprobó una moción de condena a Argo por tergiversar la historia.

Cine

El Parlamento neozelandés condena la película de Ben Affleck por tergiversar hechos históricos.

Por: EFE y RevistaArcadia.com

Publicado el: 2013-03-12

No cesa la polémica por la versión de la historia que recrea Argo, la película de Ben Affleck que ganó el Óscar a la mejor película, que se basa en el espectacular rescate de seis diplomáticos norteamericanos en Irán en 1979.

Ya el gobierno británico había expresado su malestar por la la omisión al papel que jugó Gran Bretaña durate la crisis, y el gobierno iraní, no solo vetó la distribución de la cinta, sino que anunció el rodaje de un apelícula que contará su versión de la historia y acusó a los Premios de la Academia de estar politizados.  

Ahora la cinta ha recibido una moción de condena en el Parlamento de Nueva Zelanda, que aprobó´la moción por unanimidad "por la forma en que diplomáticos del país oceánico fueron representados en Argo".

En la película, los diplomáticos neozelandeses dan la espalda a un grupo de estadounidenses que intentaban escapar de Teherán, cuando en verdad, los neozelándeses los llevaron al aeropuerto de la capital iraní para que pudieran viajar a Suiza, según la cadena neozelandesa TVNZ.

La moción de condena fue presentada por el líder del Partido New Zealand First, Winston Peters, por la "grave tergiversación" del "valiente" papel de los diplomáticos neozelandeses en ese hecho, agregó TVNZ.

Peters pidió además al Parlamento neozelandés que se reconozcan y agradezcan los esfuerzos de los exdiplomáticos Chris Beeby y Richard Sewell, cuyas "acciones edificantes fueron de importante ayuda para los rehenes estadounidenses", y pidió una rectificación de los hechos.

Affleck ha señalado anteriormente que no fue una decisión fácil de adoptar en lo que respecta a la forma en que representó en su película a los diplomáticos neozelandeses y aseguró que intentó "honrar la verdad de la esencia", informó TVNZ.El cineasta ha afirmado además que en ningún momento prentendió reescribir la historia, y ha dicho abiertamente que se tomó ciertas licencias para favorecer los elementos dramáticos de la película.