El humo golpea al público en una película 4D.

El cine 4D: una nueva experiencia cinematográfica

Ante la amenaza de Internet y la tendencia de la gente a ver películas sin salir de su casa, la industria del cine busca nuevas posibilidades para atraer espectadores a las salas. Ahora los teatros estarán equipados para producir efectos especiales en vivo y así introducir al público en la realidad que ve en la pantalla.

2012/07/18

Por Revistaarcadia.com.

Cuando la nave espacial aterrice sobre la Tierra, las sillas dentro del teatro temblarán. Vibradores en el espaldar de la silla imitarán la sensación de un militar que se revuelve en la arena en medio de una batalla. Cuando los actores recorran un pantano misterioso, la sala se llenará de neblina. Y si, por el contrario, caminan por un jardín, cada silla expulsará una esencia con olor a rosas.

La empresa surcoreana CJ Group espera amoblar 200 teatros en Estados Unidos con esta nueva tecnología que busca llevar la experiencia de ir a cine a otro nivel. La compañía ha ido expandiendo su idea poco a poco: empezó en Corea del Sur, ya está en Tailandia y en México y ahora llega a Norteamérica, donde se abrirán los primeros teatros este mismo año.

Cada teatro cuesta alrededor de dos millones de dólares y la empresa, según su experiencia, asegura que el público estadounidense estará dispuesto a pagar ocho dólares más por cada boleta con tal de vivir nuevas experiencias.

Esta nueva tecnología, entonces, incluye sillas que se mueven; ventiladores que simulan el viento; luces que imitan explosiones, y boquillas que rocían agua y expulsan neblina, burbujas, aire y olores, de una colección de mil esencias, como flores, café, perfume de mujer, caucho quemado y pólvora.

Desarrollar un programa 4D para una película tarda entre 16 y 20 días, y se utiliza un sistema especial que controla el nivel del viento o la vibración en la silla. Quienes coordinan todo el proceso son muy cuidadosos, pues no deben excederse y saturar al espectador con sensaciones.

Para que el lector  tenga más claro lo que el 4D puede hacer, le contamos cómo vivieron los espectadores una escena de “Piratas del Caribe”: cuando las sirenas atacan a un grupo de piratas en sus botes, las sillas se movieron de atrás para adelante, un ventilador imitó la suave brisa, la neblina llenó el teatro y el tenue olor del océano llego a la audiencia. En “Prometeo”, el agua que se roció simuló algo muy diferente al mar: las tripas de un extraterrestre.

La empresa que instaló estos teatros en México ahora los llevará a Brasil y a Perú, así que todo parece indicar que se acercan a Latinoamérica.


¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.