Juan Carlos Fisher logra dirigir una obra emocionante que tiene tintes de comedia negra.

El teniente de Inishmore

El director peruano Juan Carlos Fisher trae al Festival Iberoamericano de Teatro una adaptación de El teniente de Inishmore. Una obra que los fanáticos de Tarantino no se pueden perder.

2010/03/16

Por Hernando Torres-Fernández

El extraordinario éxito que tuvo El teniente de Inishmore en Lima puede deberse a su marcada impronta tarantinesca que describe en forma cruda pero real el sinsentido de la violencia. Violencia que no es ajena al Perú –que la vivió reciente e intensamente por más de una década- ni tampoco a Colombia.

La obra tiene diálogos que, según el autor, Martin McDonagh, “intentan reflejar la manera en la que hablamos de verdad. Si apuntásemos todo lo que decimos a lo largo de un día, parecería de locos. Es muy difícil hacer eso en una obra, pero intenté reproducir esa especie de locura del discurso”.

El teniente de Inishmore es un integrante del IRA (podría ser perfectamente Sendero Luminoso o las FARC) expulsado de las filas del grupo terrorista nada menos que por ser excesivamente violento. De vuelta a su pueblo, toma una sangrienta represalia contra quienes han asesinado a su amado gato Tomasín.

Hay humor negro, situaciones surreales y ásperas, y también crueldad y brutalidad, tan cotidianas y visibles en nuestros días. Los personajes son a la vez divertidos, burlones, enfermizos y agresivos. Y todo para llegar a un final todavía más absurdo y desconcertante, y no por ello menos verosímil. La obra fue estrenada en Londres en 2001 por la Royal Shakespeare Company.

El joven y talentoso director peruano Juan Carlos Fisher –que se ha convertido en una revelación del teatro suramericano– ha puesto la obra en escena con imaginación y soltura, desarrollando una tensión creciente de la que resulta imposible escapar. Fisher sintoniza bien con el dramaturgo, no muchos años mayor que él, con quien comparte su admiración por Tarantino, Lynch y Scorsese.

Recomiendo vivamente El teniente de Inishmore, comedia negra y genial de un angloirlandés, interpretada por un grupo de consagrados actores peruanos llegados especialmente a Bogotá, en el marco de un festival de teatro que tiene ya renombre mundial.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.