RevistaArcadia.com

Ernesto Cardenal gana el Premio Reina Sofía

El poeta nicaragüense ganó el premio que reconoce la obra de un autor vivo que por su valor literario constituye una aportación relevante al patrimonio cultural de Iberoamérica y España.

2012/03/04

Por EFE.

Ernesto Cardenal (Granada, Nicaragua, 1925) es poeta, sacerdote católico, político y defensor de la teología de la liberación, y cuenta entre sus galardones con el Premio Iberoamericano de Poesía Pablo Neruda, que logró también después de haber quedado muchas veces finalista.

El galardón concedido a Cardenal rompe la regla no escrita de alternancia entre autores iberoamericanos y españoles, ya que el pasado año la ganadora fue la cubana Fina García Marruz.

Ernesto Cardenal se impuso tras unas deliberaciones muy reñidas del jurado, en las que quedaron como finalistas los españoles Antonio Colinas y María Victoria Atencia.

Luis Antonio de Villena, uno de los miembros del jurado, explicó que "no era justo que por motivos extraliterarios alguien tan significativo en la poesía del siglo XX" como Ernesto Cardenal "se quedara fuera" del galardón.

Otro de los integrantes del jurado, Jaime Siles, dijo que la decisión es "muy acertada" porque considera que "a este premio le faltaba el nombre de Ernestro Cardenal, un gran poeta, con una obra muy amplia, además de uno de los grandes traductores de los clásicos".

El jurado que falló el premio, dado a conocer en el Palacio Real, de Madrid, estuvo formado, entre otros, por José Manuel Blecua, Antonio Lobo Antunes, Soledad Puértolas, José Manuel Caballero Bonald, Luis Antonio de Villena, Jaime Siles y Luis Alberto de Cuenca.

El nombre del poeta Ernesto Cardenal siempre había estado en la lista de los finalistas de los grandes premios, pero finalmente a sus 87 años se alzó por fin con el premio.

"Ha traducido a los grandes clásicos y fue un modelo para la generación 'beat' norteamericana. Estuvo muy unido a Alain Gisbert y muy involucrado en la revuelta estudiantil de la contracultura de los años sesenta y setenta", subrayó Villena.

El poeta Jaime Siles, miembro también del jurado, señaló que faltaba el nombre de Ernesto Cardenal en este premio. "Es un poeta de una obra muy amplia y un gran traductor de los clásicos. Ha sido todo un símbolo de un momento histórico, cuya calidad ha sido reconocida".

"Me contaron que estabas enamorada de otro/ y entonces me fui a mi cuarto/ y escribí ese artículo contra el Gobierno/por el que estoy preso", dice en uno de sus poemas Ernesto Cardenal.

Y en otro de ellos añade: "Bienaventurado el hombre que no sigue las consignas del partido/ni asiste a sus mítines/ni se sienta en la mesa de los gángsters/ni con los generales en el Consejo de Guerra. Bienaventurado el hombre que no espía a su hermano ni delata a su compañero de colegio...".

El poeta, cuando fue ministro de Cultura del Gobierno sandinista recibió la amonestación pública del papa Juan Pablo II, en marzo de 1993, durante su visita a Nicaragua, por mezclar la religión con la revolución.

El galardón es convocado conjuntamente por el Patrimonio Nacional y la Universidad de Salamanca, y que está dotado con 42.100 euros (unos 55.700 dólares).

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.