Imagen tomada del video promocional de Music Lab

Música clásica 2.0

Las nuevas tecnológicas se unen a la música clásica para generar experiencias que vayan más allá de la sala de conciertos.

2014/11/14

Por Revista Arcadia.com

   Varios miembros de la orquesta londinense Philharmonia dan lecciones musicales a varios niños de primaria. Pero, la lección no es llevada a cabo en un salón de clases o una sala de concierto, sino en el contenedor de un camión. Los maestros dictan las clases desde unas pantallas interactivas conectadas a instrumentos musicales. Music Lab es el nombre de este proyecto diseñado para que mediante el juego los niños simulen que forman parte de una orquesta y empiecen a formar gusto por la música clásica.

Las formas de escuchar e interactuar con la música han cambiado y el mundo sinfónico no se queda atrás. El uso de redes sociales y la búsqueda de nuevas formas de interacción con el público se ha vuelto un tema de intereses para varias orquestas que quieren que la experiencia no termine con el fin del recital. 

La plataforma Phenicx que trabaja con la Concertgebouw de Ámsterdam utiliza varias conexiones tecnológicas para ofrecer una experiencia de concierto centrada en el espectador, quien puede escuchar cada instrumento por separado, seguir la partitura y hasta elegir los mejores momentos de la interpretación y compartirlos.

A través de Youtube varios músicos han logrado promocionarse y han llevado el trabajo de las mejores orquestas del mundo a múltiples públicos. Mediante el uso de streaming el portal medici.tv trasmite en vivo cientos de conciertos. La página cuenta con un completo catálogo y mientras se navega el sitio continúa la trasmisión realizada en HD y en algunas ocasiones con multicamara.

El Internet ha sido una gran herramienta para promocionar eventos y motivar al público para asistir a los recitales.  Bachtrack es una página inglesa que cuenta con una agenda de 12.000 conciertos alrededor del mundo. La gente puede buscar sus obras o interpretes favoritos y ver dónde y cuándo se van a presentar.  
  
Nuevos medios significan nuevos públicos y el disfrute de la música ahora va más allá del ejercicio de escuchar. Los recitales donde la gente se sentaba en silencio y al final se iba a su casa lentamente están siendo remplazados por experiencia donde la audiencia está conectada con los músicos y puede compartir cada momento. 

  

Este contenido hace parte de la edición impresa. Para leerlo, debe iniciar sesión:

Revista Arcadia anuncia a sus lectores que nuestra versión impresa comenzará a pedirles que se registren en nuestra página web.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com