RevistaArcadia.com

Axel Vander Piensa en Turín

Un actor

2014/08/22

Por Camilo Velásquez

Ser otra persona es ser algo en concreto, algo bien definido. Pienso en un actor del mundo antiguo. Pienso en una veterano del teatro griego, un figurante, un comparsa, un extra bien curtido. La multitud lo conoce, aunque no sepa su nombre. El nunca es Edipo, pero alguna vez ha sido Creón. Tiene su máscara, la ha tenido por años; es su talismán. La arcilla blanca de la que fue hecha se ha ensombrecido y pulido como un hueso. El lado interno antes áspero se ha suavizado tanto con los años de sudor y fricción que ya se amolda a los contornos de su cara. Cada vez se dice con más frecuencia que esa máscara lo representa mejor que lo que hay debajo de ella. Cuando se quita la máscara al final de una presentación se pregunta si los actores en realidad lo reconocen o si luce como una cabeza más, sin rasgos específicos. Empieza a ponerse su máscara en la casa, cuando nadie más lo ve. Y eso lo conforta, lo sustenta; le parece maravillosamente sosegante: es como estar dormido sin dejar de estar consciente. Un día se sienta a la mesa con ella puesta. Su esposa no hace ningún comentario, sus dos hijos lo miran por un momento, luego se encogen de hombros y vuelven a pelearse como siempre. El extra ha llegado a su cenit.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.