RevistaArcadia.com

Muy andina

Eduardo Arias reseña Vida, último disco de Carolina Munóz y E2

2010/03/15

Por Eduardo Arias

Carolina Muñoz es una de las cantantes más destacadas de la escena de la música andina colombiana. Y sin embargo lleva poco más de tres años dedicada a estos menesteres. Se trata de una artista bien particular. Estudió Música y Canto en la Universidad Javeriana y enfocó su carrera al canto lírico, pues tiene una voz excepcional y, además, grandes dotes histriónicas que ya ha comenzado a relucir en sus presentaciones del repertorio andino. Su versatilidad y enorme carisma en escena hacen pensar que tiene todo a su favor para desarrollar una gran carrera como cantante y, de pronto, como compositora, aunque en este campo apenas comienza a incursionar con timidez.

Su primer contacto con la música popular fue a través de la agrupación Ictus, con la que grabó un cd. Hasta que en 2004 se inscribió en el Festival del Mono Núñez y ganó el gran premio en la categoría vocal. Desde entonces enfocó su carrera en esta dirección y le ha ido bastante bien: ganó en 2005 los festivales Luis Carlos González, que se celebra en Pereira, y Antioquia le Canta a Colombia, en Santa Fe de Antioquia. Grabó el álbum Mi tiempo, acompañada del grupo Sierra y Mar, que integraban el pianista cubano Carlos Taboada, el tiplista Faber Grajales y el bajista Juan Pablo Gasca, que presentó en el Festival del Mono Núñez de 2005, al que asistió como artista invitada fuera de concurso.

En este trabajo presentó el bambuco “Lágrimas tristes”, escrito y compuesto por ella, y “Las preguntas de Juanito”, de Faber Grajales, dos composiciones acerca del desangre que azota a Colombia. También presentó material de otros autores consagrados, entre ellos “Después que me olvidé de ti”, de Héctor Ochoa, “Menudita”, de José Macías, y “No voy a quedarme” y “Pasillo”, de Doris Zapata.

Al salir Gasca de la agrupación en 2005, Sierra y Mar se convirtió en E2, un nombre que hace alusión a “los dos Eduardos”, en referencia al segundo nombre de Taboada y Grajales. Con esta agrupación viajó a Europa y lanzó el álbum Vida.

De nuevo Carolina Muñoz escoge un repertorio muy apegado a la tradición, así varios de los temas sean de autores contemporáneos, en los que su voz es la gran protagonista. Pero eso no significa que cante con la tiesera que suele caracterizar a los intérpretes de música andina colombiana que se apegan a protocolos de hace medio siglo. Por el contrario, Carolina le da mucha vida a sus canciones, tanto en estudio como en el escenario.

Es precisamente en “El duelo, su única composición en este disco, donde ella les da un gran espacio a Taboada y a Grajales para que muestren su maestría. Como su nombre lo indica, en esta canción Carolina los reta para que se luzcan y el resultado final es que ella decide quedarse con ambos. “Tantos hombres por quererme y ahora quién podrá defenderme/ Este par que por mí disputa, qué problema tan... ay...” Y, más adelante: “La decisión está muy brava/ yo por los dos chorreo baba (...) De boba no tengo un pelo/ y los tres ganamos este duelo”. Por este gesto de humor ha recibido críticas de sectores que consideran que esa canción es una apología de la promiscuidad.

Y aunque Carolina está más que capacitada para interpretar canciones muy líricas y de amor, en su repertorio incluye temas muy alegres y divertidos, como “Los cucaracheros”, de Jorge Áñez, en el que le rinde un homenaje a Bogotá, con la famosa estrofa “el que a Bogotá no ha ido con su novia a Monserrate/ no sabe lo que es panela ni tamal con chocolate”.

Y para aquellos que no se conformen con el disco y quieran verla en escena, está previsto un concierto de Carolina Muñoz y E2 en la noche del 18 de septiembre, en el Museo Nacional, en Bogotá.

La música andina, además de fusiones, también necesita que le metan algo de humor, gracia y desparpajo. Y Carolina Muñoz es un ejemplo de cómo llegar a hacerlo sin llegar a los extremos muy divertidos pero efímeros de Los Marinillos y El Cocuyo.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.