¡Pobre de mí, no soy sino un triste pintor!
Publicado: 12/12/2014
Por Revista Arcadia

¡Pobre de mí, no soy sino un triste pintor!

Luis Caballero y Beatriz González/Universidad Jorge Tadeo Lozano

“Beatriz: Para qué escribir si no es para contar cosas, y no hay cosas que contar?”. Así comienza una de las cartas que Luis Caballero envió a Beatriz González en algún enero entre 1963 y 1992 desde París. “¿Para qué pintar, Beatriz? Usted, que es inteligente, tal vez pueda decírmelo. ¿De qué sirve hacer cuadros bonitos o buenos, o geniales?”. La Maestra rescató las 28 cartas que su amigo le envió durante casi 30 años y decidió hacerlas públicas en este libro editado por la Universidad Jorge Tadeo Lozano. Aunque se trata de cartas enviadas a una amiga con saludos y despedidas, reflexiones y abrazos, el libro es una forma de aprender cómo se puede discutir sobre arte. Hablan de la escena del arte en Europa y en Colombia, y Caballero también habla de la decepción que le produce París: “En París no sucede nada”. Hablan de El Louvre, de El Prado, del esfuerzo en la gestión de las exposiciones y de algunos artistas a seguir. Son 28 cartas escritas a mano, a máquina, con tachones, gráficas...un deleite para ver y para leer. 


REVISTAARCADIA.COM COPYRIGHT©2018 PUBLICACIONES SEMANA S.A.
Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.