David Hockney en Los Ángeles, el 9 de marzo de 2016. Foto: Jean-Pierre Gonçalves de Lima. David Hockney en Los Ángeles, el 9 de marzo de 2016. Foto: Jean-Pierre Gonçalves de Lima.

Los muy extraños precios del mundo del arte

En 2018 el lienzo “Retrato de un artista (piscina con dos figuras)” de David Hockney se vendió por 90.3 millones de dólares, el precio más alto pagado en subasta por la obra de un artista vivo. Hockney no recibió ni 50.000 dólares.

2020/05/20

“Retrato de un artista (piscina con dos figuras)” (1972) es una de las imágenes más icónicas del reconocido artista inglés David Hockney. El cuadro surge de la yuxtaposición de dos fotografías: “una era de una figura nadando bajo el agua y por lo tanto bastante distorsionada… la otra de un niño mirando algo en el suelo,” explicó Hockney. “La idea de pintar dos figuras en diferentes estilos me atrajo tanto que comencé a dibujar inmediatamente.”

En 2018 la obra se vendió en subasta por 90.3 millones de dólares (alrededor de 340 mil millones de pesos). Nunca se había pagado tanto en subasta por la obra de un artista vivo. Hockney solo recibió 14.000 dólares (alrededor de 52 millones de pesos).

La razón de la exorbitante diferencia es la siguiente: en 1972 Hockney vendió la obra por 18.000 dólares (unos 68 millones de pesos). Si la obra es revendida en el mercado, el artista sólo recibe un pequeño porcentaje.  

“Para mí es una locura, pero no puedo hacer nada al respecto,” dijo el artista de 82 años en una entrevista con el diario inglés Mail Plus. “Por eso simplemente lo ignoro. No recibo ningún dinero por ello, pero no voy a preocuparme por eso porque de lo contrario afecta mi trabajo.”

Actualmente el artista está en su casa en Normandía, registrando los cambios de estaciones. Dice que su trabajo lo mantiene energizado y espera exhibir su más reciente proyecto el próximo año. “Lo estoy haciendo como el Tapiz de Bayeux. Quiero que alrededor de 100 imágenes se muestren en una línea que refleje la narrativa de la primavera. Aquí estoy en medio de la naturaleza. No me salgo del jardín. Hay cerezos, manzanos, perales, albaricoqueros, ciruelos en flor. Es una de las cosas más encantadoras que se pueden ver. Y todo cambia a diario,” dijo.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 171

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.