El actor Jean-Pierre Marielle, inolvidable intérprete de Monsieur de Sainte-Colombe en "Todas las mañanas del mundo" (1991) y gran figura del cine y del teatro francés, falleció este miércoles a los 87 años. El actor Jean-Pierre Marielle, inolvidable intérprete de Monsieur de Sainte-Colombe en "Todas las mañanas del mundo" (1991) y gran figura del cine y del teatro francés, falleció este miércoles a los 87 años.

A los 87 años, fallece el actor francés Jean-Pierre Marielle

Marielle, inolvidable intérprete de Monsieur de Sainte-Colombe en "Todas las mañanas del mundo" (1991) y gran figura del cine y del teatro francés, murió este miércoles en el hospital Quatre Villes en Saint-Claud.

2019/04/25

Por AFP

El actor Jean-Pierre Marielle, inolvidable intérprete de Monsieur de Sainte-Colombe en "Todas las mañanas del mundo" (1991) y gran figura del cine y del teatro francés, falleció este miércoles a los 87 años, anunció su familia a la AFP. "Agathe Marielle tiene la tristeza de anunciar que su marido, el actor Jean-Pierre Marielle, murió el 24 de abril a las 16H24 [14H24 GMT], en el hospital Quatre Villes en Saint-Claud, tras una larga enfermedad", señaló su esposa en un comunicado.

Nacido en París el 12 de abril de 1932, se diplomó en Conservatorio de París y pertenece a la misma generación que Jean-Paul Belmondo, Bruno Cremer, Claude Rich, Françoise Fabien y Jean Rochefort, amigo suyo de toda la vida. Encarnó a una Francia popular con su voz ronca inolvidable y actuó en un centenar de películas, comedias y dramas, de autor y más comerciales; así como en innumerables obras de teatro y filmes televisivos. 

Alto, de espalda ancha, bigote poblado y barba canosa, con su mirada irónica le gustaba interpretar el papel de granuja, de paleto tonto y malo, cínico: "para un actor, hacer de alguien simpático no resulta muy interesante. La inestabilidad, los problemas, son mucho más ricos", decía. Estuvo nominado a los premios César del cine francés siete veces, pero nunca ganó. 

En el cine, tras unos tímidos primeros pasos en 1960, tuvo que esperar una década y más de veinte papeles hasta que logró hacerse notar, en filmes como "El diablo por la cola" (Philippe de Broca), "Sex-shop" (Claude Berri) o "La valija" (Georges Lautner).

Le puede interesar: Agnès Varda: un cine sin techo ni ley

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 169

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.