Foto: AP. Foto: AP.

¡Putin sonríe!

No parecía posible. Llevábamos 15 años viendo a Putin posar ante las cámaras en la mayor variedad de actitudes imaginable: estrechando la mano de otros jefes de Estado, pescando salmón con el torso desnudo, disparando pistola o rifle de mira telescópica, montando a caballo, cazando osos, pilotando un submarino, practicando judo, nadando con delfines. Y nunca sonreía.

2015/12/11

Por Antonio Caballero

Este irreconocible señor de la foto es Vladimir Putin sonriendo. Es increíble que en los 15 años que lleva mojando prensa —como presidente de Rusia, como primer ministro, como presidente otra vez — nunca se haya visto a Putin sonreír en una fotografía. Y aquí está, por fin, en El Espectador del 25 de noviembre, en una foto medio borrosa y pequeñita, poco adecuada para festejar el acontecimiento. Nada comparable había ocurrido en el mundo desde 1930, cuando la prensa universal destacó la noticia en todos los continentes como la más importante producida por el recién inventado cine parlante: GARBO TALKS! (Greta Garbo habla). Hoy la historia se repite: ¡PUTIN SONRÍE!

Para leer este artículo completos:

Ed. 160

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 160

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.