Crédito: Hroy Chávez. Crédito: Hroy Chávez.

Jenny Vilá: historia de una pionera

A pesar de ser un epicentro de la exploración artística, Cali no es una buena plaza cuando de mercado del arte de trata. En medio de esa paradoja hay una galería en crisis que durante 30 años ha promovido el arte colombiano en la ciudad.

2017/09/19

Por Catalina Villa* Cali

Sobre la avenida que bordea el río Cali en sentido norte-sur, diagonal a la escultura del gato y su corte de gatas caprichosas, de Hernando Tejada, se encuentra la galería de arte contemporáneo más antigua la de la ciudad, que se llama igual que su propietaria: Jenny Vilá. Es una casa blanca, de cuatro pisos, con escaleras que evocan un dibujo de Escher. A lo largo de los años, su dueña ha ido transformando ese espacio de manera obstinada en busca del lugar ideal para mostrar lo que se convirtió en su obsesión: el arte contemporáneo colombiano. Pero decir que su galería es la más antigua de Cali quizás resulta inexacto. Habría que decir, más bien, que es la única. Porque cuando uno echa un vistazo a sus artistas, queda la sensación de que nadie en Cali, sino ella, ha estado allí, tan cerca de la evolución de la escena artística del país en los últimos 30 años.

Para leer este artículo completos:

Ed. 158

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 158

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.