Kaufmann ha sido llamado por los sociólogos un “encantador de serpientes” Kaufmann ha sido llamado por los sociólogos un “encantador de serpientes”

La invención de sí mismo

Senos, nalgas, cacerolas, bolsos y tramas de amor: este francés se ha vuelto el paria de la sociología francesa con sus temas banales. Para el gran público, nadie entiende mejor la cotidianidad y la intimidad que este académico mediático. ¿Se puede concluir, por el contenido de la cartera de una mujer, de qué está hecha la feminidad de hoy?

2014/12/10

Por Sergio Peñaranda* París



Dos días antes de nuestro encuentro, el sociólogo Jean-Claude Kaufmann participaba en una rueda de prensa en el almacén Louis Vuitton de los Campos Elíseos, durante el lanzamiento de un libro de esta marca de lujo; diez minutos antes terminaba una entrevista con la revista cultural Télérama. Su bigote bonachón ya había aparecido en los últimos meses en M (la revista de Le Monde), en el diario Libération y al menos en tres programas de televisión, además de haber participado en emisiones de cinco cadenas radiales. Mientras discutimos, mira un par de veces el reloj: dentro de dos horas tomará un avión para participar en una conferencia en Marsella, seguida de eventos en Tolón y Bruselas. El sociólogo de lo frívolo, como lo bautizó Le Monde, se mueve tan bien en los estudios de televisión como en la Sorbona e incluso en lanzamientos de productos.

Para leer este artículo completos:

Ed. 160

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 160

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.