RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

El fenómeno Némirovsky

La aparición hace dos años en Francia de la novela Suite francesa causó desde el primer momento un verdadero revuelo editorial. Siguiendo los pasos del sorprendente éxito de Sándor Márai, el fenómeno Némirovsky arrasa en las librerías españolas y ahora llega a Colombia.

2010/03/15

Por Conrado Zuluaga

Suite francesa fue pensada por su autora como una sinfonía en cinco partes de las cuales alcanzó a concluir las dos primeras: “Tempestad en junio” y “Dolce”; en su cuaderno de notas escribió: “Hay que hacer algo grande y dejar de preguntarse para qué”. Irène Némirovsky no pudo terminar su vasto proyecto. El 13 de julio de 1942 fue detenida por las fuerzas de ocupación alemanas en el pueblo de Issy-l’Évêque donde se había refugiado con su marido y sus hijas, Denise y Elisabeth, de trece y cinco años. Cuatro días después de su detención fue internada en el campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau y el 17 de agosto fue asesinada. Su marido correría la misma suerte tres meses más tarde. Las dos niñas, en manos de su institutriz, sobrevivieron a los horrores de la guerra refugiadas en conventos o escondidas en casas de campesinos y guardaron celosamente durante más de medio siglo el cuaderno marrón de su madre. Sólo en la década de los años setenta, cuando se sintieron capaces de soportar la pesadilla del pasado, leyeron el cuaderno ayudadas por una lupa y descubrieron que no se trataba de unas notas dispersas o los apuntes de un diario –como ellas creían–, sino de una novela inacabada.

Para leer este artículo completos:

Ed. 158

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 158

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.