RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

De muertos y plebeyos

Marta Ruiz habla de la corraleja, la nueva fiesta declarada Patrimonio Cultural de la Nación

2010/07/28

Por Marta Ruiz

Acaban de firmar una ley que convirtió a las fiesta de corraleja en Patrimonio Cultural de la Nación. Existen mil razones para que las corralejas sean reivindicadas como parte de nuestro tesoro inmaterial. Tradición tienen, y muy viva. En lugar de extinguirse, estas corridas se han multiplicado por toda la costa. Pocas fiestas son tan populares y con tanto arraigo entre las diferentes clases sociales. Representan, por cierto, mucho de la historia y del entorno sabanero. Cuentan que las corralejas se iniciaron como faenas de trabajo para enseñarles a los indígenas y mestizos a lidiar el ganado cimarrón. Luego, la fiesta se convirtió en la manera como los terratenientes premiaban a los mejores vaqueros y, por supuesto, el sincretismo cultural que es propio de las fiestas como los elementos religiosos y paganos fueron dándole sentido y arraigándola en el alma popular.

Para leer este artículo completos:

Ed. 163

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 163

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.