RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

Ni un Óscar

Nicolás Moráles hace un comentario sobre la historia de los premios internacionales obtenidos por la cinematografía colombiana

2010/03/15

Por Nicolás Morales

Francisco Norden fue, en 1984, el primer director colombiano en participar en la muestra oficial del más prestigioso festival de cine del mundo –el de Cannes– con su película Cóndores no entierran todos los días. La película de los sicarios conservadores cosechó además premios en festivales como Huelva y Biarritz. Víctor Gaviria lo siguió sin mucha suerte en la Selección Oficial de este festival francés. Si bien Rodrigo D no triunfó entre el público europeo, su Vendedora de rosas lo hizo como mejor largometraje de ficción en Puerto Rico y Santa Cruz (Bolivia); por último, Sumas y restas se hizo con los premios en el Festival de Miami y en el de Cine Latinoamericano de Toulouse. Jorge Alí Triana logró ganar en Río de Janeiro con Tiempo de morir y ocho años después en el Festival de Cine de Mar de Plata con Bolívar soy yo. Carlos Mayolo (q.e.p.d) cautivó de nuevo a los cariocas con La mansión de Araucaima y Jaime Osorio ganó el Premio del Jurado en los festivales de La Habana y San Antonio (Texas) así como el Premio CICAE en Berlín y el Premio de la Crítica de Huelva con Confesión a Laura. Cabrera obtuvo lo suyo con Técnicas de duelo también en Brasil, pero no en Río sino en Gramado; con la Estrategia del Caracol ganó en Valladolid, Biarritz, Huelva y logró estar presente en la Selección Oficial del Festival de Venecia y ser nominado a los Goya. La cosa pintaba bien para nuestro ex senador de la República, pero Águilas no cazan moscas fue la última película que lograría rasguñar algunos premios (en Sundance como mejor película latina y en Huelva como primer premio del festival). Felipe Aljure obtuvo una mención especial del jurado en el Festival de Cine de Uruguay con La gente de la Universal. Ciro Duran ganó en 1996 el Premio del Jurado en Cuzco con La nave de los sueños y luego este mismo en el Festival de Arcachon. Raúl García obtuvo con Kalibre 35 el Premio al Mejor film latinoamericano del Festival de Cines de España y América Latina. Lisandro Duque obtendría, con Milagro en Roma, el Premio a Mejor película en el Festival de Reims y el Premio Especial del Jurado en el Festival Internacional de Cine para la infancia con Los niños invisibles. Luis Alberto Restrepo ganó con La primera noche el Festival Iberoamericano de Rosario, el Festival de Cine Iberoamericano de Caracas y el Premio AFFCI.

Para leer este artículo completos:

Ed. 158

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 158

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.