RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

La imaginación de los lacayos

Margarita Valencia reflexiona acerca de la lectura del censor

2010/03/15

Por Margarita Valencia

Al final de “Los muertos”, el último cuento de Dublineses, Gabriel Conroy y su mujer se disponen a pasar la noche en un hotel, después de un baile. Gabriel entra en la habitación poseído de un violento deseo por su esposa, a quien ha contemplado embelesado durante la fiesta mientras ella escuchaba atentamente una canción. Ella se acerca y lo besa y después, sorpresivamente, se echa a llorar en la cama –la canción le ha hecho recordar a un amor de juventud que “ahora está muerto; murió cuando apenas había cumplido los diecisiete”. “Murió por mí”, añade más adelante.

Para leer este artículo completos:

Ed. 158

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 158

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.