RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

Cara a cara

Juan Carlos González reseña la penúltima película de Kim Ki-duk, Time

2010/03/15

Por Juan Carlos González A.

El surcoreano Kim Ki-duk cumple este mes de diciembre 47 años. Director de largometrajes desde 1996, este año presentó su filme número catorce. Time (Shi gan) es su penúltimo trabajo. Todo el cine que hemos visto de Kim Ki-duk es muy similar: se trata de historias intimistas, de pocos personajes, en los que la acción interna tiene tanta o más importancia que la externa. Lo que ocurre en la cabeza y en el alma de sus protagonistas es en muchas ocasiones lo que hace mover el relato, que es por lo general una narración pausada y contemplativa, llena de silencios y latidos antes que de palabras y pasos. Su cine es sensitivo y cerebral a la vez. En consecuencia requiere un espectador en la misma sintonía espiritual e intelectual, a riesgo de no poder apreciar con claridad la belleza de unas imágenes que reflejan el alma desgarrada de unos personajes en perpetua búsqueda de sí mismos y del amor. No son pocos los críticos de este abordaje y por eso su obra fílmica ha sido tildada de vacía y presuntuosa. Es posible que Kim Ki-duk no sea un artista para todos los gustos, pero la cohesión de su obra nos habla de uno de los pocos autores con compromisos estéticos e intelectuales que nos ha dado el cine de estos días.

Para leer este artículo completos:

Ed. 158

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 158

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.