RevistaArcadia.com RevistaArcadia.com

Intimidad más que perfecta

Adriana Delgado reseña Half the perfect world, de la cantante estaunidense Madeleine Peyroux

2010/03/15

Por Adriana Delgado

En 1996, Madeleine Peyroux, una jovencita de veintidós años, nacida en Georgia, Estados Unidos, pero que desde los trece vivía en París, publicó un disco que dio mucho de qué hablar. Dreamland vendió doscientos mil ejemplares y le valió a la novel cantante estupendas críticas y la oportunidad de abrir varios conciertos de la legendaria Nina Simone. Sin embargo, y a pesar de su corta edad, Peyroux ya tenía experiencia artística: a los quince años decidió abandonar el colegio y se unió a un grupo de jazz callejero; primero pasaba el sombrero para recoger las monedas y después la aceptaron como cantante. Sin embargo, tras el rotundo éxito de su primer disco, Peyroux desapareció completamente de la escena musical. Nadie sabía en dónde estaba o qué estaba haciendo. Aún hoy, ella misma sigue perpetuando esa aura de misterio que cubre los ocho años que tuvieron que transcurrir para que decidiera volver a lanzar un disco: Careless Love (2004), que vendió más de un millón de ejemplares en todo el mundo, fue número uno en la lista de los más vendidos de Amazon.com y Billboard y estuvo dentro del top ten de Time, Newsweek y The Wall Street Journal. Ese mismo año, junto con su pareja del momento, el armonicista William Galison, grabó otro disco con una disquera pequeña, Got You On My Mind, que pasó inadvertido y que Peyroux ni siquiera tiene anunciado en su página web.

Para leer este artículo completos:

Ed. 164

Este contenido hace parte de nuestra edición impresa: exclusiva para suscriptores.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en REVISTA ARCADIA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 164

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.